Your message has been sent, you will be contacted soon

Call Me Now!

Cerrar
Inicio » Suplementos » Espectaculos » Un artículo de Newsweek que considera que los actores gays no son creíbles como heterosexuales enciende la polémica

Un artículo de Newsweek que considera que los actores gays no son creíbles como heterosexuales enciende la polémica

Nueva York – (Dos Manzanas)

Newsweek

Un artículo publicado en la conocida revista Newsweek y firmado por Ramin Setoodeh ha encendido la polémica en Estados Unidos. Su autor critica duramente Promises, Promises, una obra musical en cartel en Broadway, por considerar “poco creíble” que su protagonista sea heterosexual al estar interpretado por un actor abiertamente gay, Sean Hayes.

Setoodeh, que por cierto es gay, compara la actuación de Hayes (muy conocido por su papel en la serie televisiva Will & Grace) con la de Jerry Orbach, que interpretó el mismo papel cuando la obra se estrenó en 1968, de quien destaca su “pose masculina” en contraste con la de Hayes. Pero Setoodeh tampoco considera creíbles otros papeles de heterosexuales interpretados por actores gays. En concreto, menciona al actor Jonathan Groff, que en algunos episodios de Glee, la serie de moda en Estados Unidos, ha interpretado un personaje heterosexual.

El autor va incluso más lejos, al opinar que a partir del mero conocimiento de la homosexualidad del actor hace que su interpretación como heterosexual sea percibida como una farsa. Setoodeh menciona el (en su opinión) ejemplo de Rock Hudson en Confidencias a medianoche, inolvidable comedia romántica que el actor protagonizó junto a Doris Day. Setoodeh llega incluso a plantear la imposibilidad de que un actor gay interprete a un heterosexual. Curiosamente, se muestra más comprensivo con el hecho de que actrices lesbianas puedan interpretar papeles de mujeres heterosexuales.

Las opiniones de Setoodeh han encontrado una inesperada respuesta. Especialmente contudente ha sido la reacción de la actriz Kristin Chenoweth, contrapunto femenino de Hayes en Promises, Promises. Chenoweth ha dirigido una carta a Newsweek en la se confiesa ofendida “como ser humano, como mujer y como cristiana. Hubo un tiempo en que los actores judíos se veían obligados a cambiar su nombre porque los antisemitas no veían creíble que un judío pudiera interpretar a un gentil”, recuerda la actriz, que considera que las opiniones de Setoodeh, pese a ser gay, reflejan su propia homofobia y contribuyen a perpetuar el acoso homofóbico. También Ryan Murphy, creador de la serie Glee, ha reaccionado con dureza, pidiendo incluso el boicot a Newsweek.

Ante la reacción despertada por su artículo, Setoodeh ha manifestado que sus palabras han sido “malinterpretadas” y que lo que pretendía era simplemente presentar una realidad y plantear el debate.

Tu comentario

commentario(s)




Etiquetas:

Leave a Comment