Your message has been sent, you will be contacted soon

Call Me Now!

Cerrar
Inicio » Internacional » Europa » Condena al Reino Unido por imponer una mayor pensión alimentaria por lesbiana

Condena al Reino Unido por imponer una mayor pensión alimentaria por lesbiana

París – (EFE)

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos condenó al Reino Unido por el caso de una mujer que, al haberse emparejado con otra mujer, no pudo beneficiarse de una reducción de la pensión alimentaria que tenía que pagar a sus hijos prevista sólo para parejas heterosexuales.

El Tribunal de Estrasburgo, que consideró probado que hubo discriminación por la orientación sexual, obligó a las autoridades británicas a indemnizar a la recurrente, identificada por las iniciales J.M., con 3.000 euros en concepto de perjuicio moral, y otros 18.000 por costas judiciales.

“Cuando una discriminación se basa en la orientación sexual, el Estado debe presentar razones particularmente graves y convincentes para justificar una diferencia de trato”, subrayaron los jueces en su dictamen.

Señalaron que si J.M. no pudo beneficiarse de la disposición que permite reducir la pensión alimentaria de los hijos cuando el padre o la madre vuelve a emparejarse, es porque esa nueva relación la estableció con otra persona de su mismo sexo.

En concreto, desde 1998 vivía con otra mujer y había exigido que las 47 libras semanales que pasaba a sus dos hijos -que estaban a cargo de su ex marido- se quedaran en 14, que según ella era la cifra que hubiera tenido que abonar en caso de haberse unido a otro hombre para hacer frente en particular a los gastos comunes de vivienda.

Inicialmente, los tribunales le dieron la razón, pero la Cámara de los Lores se pronunció en 2006 en su contra por considerar que su emparejamiento con otra mujer no podía equipararse a una forma de vida familiar, y porque se le debía aplicar la normativa aplicable hasta 2004, cuando se suprimió la diferencia de tratamiento entre parejas homosexuales y heterosexuales.

Los magistrados europeos hoy replicaron que no había “ninguna razón que justificara la diferencia de tratamiento sufrida” por la mujer.

Tu comentario

commentario(s)




Etiquetas:

Leave a Comment