Your message has been sent, you will be contacted soon

Call Me Now!

Cerrar
Inicio » .resaltado » Postergan juicio a policías implicados en razzia a boliche gay

Postergan juicio a policías implicados en razzia a boliche gay

Buenos Aires – (SentidoG.com)

Razzia ilegal en Cero Conseciuencia

Este lunes, la Sala VII de la Cámara del Crimen postergó el juicio oral y público a los policías de la Comisaría 21 que se encuentran procesados por haber llevado a cabo la razzia policial en una discoteca gay el 18 de abril de 2006. La causa fue iniciada por la Comunidad Homosexual Argentina (CHA) con el asesoramiento del Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS).

La decisión de la Cámara del Crimen se basa en una nueva presentación de la defensa de los policías que plantea una falta de legitimación procesal de la FIA y a su vez hace un planteo de que los acusados habían sido sobreseídos (por el juez de primera instancia.

El 2 de mayo próximo la Sala VII de la Cámara del Crimen dará respuesta a esta presentación y deberá fijar una fecha para el juicio oral de los policías procesados.

Los representantes de la Comunidad Homosexual Argentina (CHA), César Cigliutti (Presidente), Pedro Paradiso Sottile (Secretario y Coordinador del Área Jurídica) y  Marcelo Suntheim (Fiscalizador) estuvieron presentes en Cámara del Crimen.

César Cigliutti dijo que “Seguiremos este caso en cada uno de los pasos judiciales hasta llegar al juicio oral y a la sentencia. Esta nueva presentación de la abogada defensora de los policías acusados muestra la desprolijidad jurídica que utiliza para postergar el juicio. Si esperamos 27 años, podemos esperar unas semanas”.

Por su parte, el abogado Pedro Paradiso Sottile manifestó “Casación revocó el sobreseimiento a los policías, ordenando que el juicio oral se haga lo más pronto posible. Jurídicamente es absurdo este nuevo planteo de la defensa de los policías acusados. En este caso emblemático, la CHA, con la asistencia del CELS, venimos trabajando desde hace 5 años y lo seguiremos haciendo en el marco de los derechos humanos y la justicia. La Cámara del Crimen deberá resolver y poner fin a estas acciones dilatorias, para elevar la causa a juicio oral y publico. La ciudadanía toda merece un fallo ejemplar, que condene la represión policial, el abuso de autoridad y promueva el pleno respeto de los derechos humanos para todas y todos”.

Es la primera vez en Argentina que se realiza un juicio oral y público a la policía por allanar ilegalmente una discoteca o lugar de encuentro GLTTBI.

Las razzias eran una práctica habitual durante la dictadura militar y también en los primeros años de democracia.

“El 18 de abril de 2006 a las 20:30, (y hasta las 02:00 del día siguiente) personal de la Comisaría 21 forcejeando la puerta del local “Cero Consecuencia” que estaba cerrado y en donde se estaba llevando a cabo una fiesta privada, realizó una razzia al peor estilo de la época de la dictadura militar”, recuerda Gigliutti.: “Prendieron las luces, apagaron la música, tuvieron más de una hora a las personas gays participantes de la fiesta contra la pared (sin informarles los motivos del procedimiento) lo que constituye una privación ilegítima de la libertad, les quitaron los documentos y los registraron en una planilla”, agregó.

“Durante la razzia, había personal policial de civil (más de tres agentes) que no quisieron identificarse”, reseño el presidente de la Cha.

Más adelante, sostuvo que “tres personas gays se descompusieron por la razzia y, a pesar de habérselos pedido, no recibieron ninguna ayuda médica”.

Los activistas de la Comunidad Homosexual Argentina (CHA), César Cigliutti, Marcelo Suntheim y Pedro Paradiso Sottile, al recibir telefónicamente la denuncia fueron al local de la calle Cabrera al 2.700. El Jefe del operativo, quien no quiso identificarse impidió la entrada de ellos al local. Había dos autos de la comisaría y, frente a la presencia de los activistas de la CHA, llegaron dos móviles más con más agentes de la comisaría, denunciaron los representantes de la Cha.

A la 01:30 del día siguiente llegó el Subcomisario De Mónaco, quien a pedido de los activistas de mostrar la orden judicial para realizar el allanamiento, reconoció que no existía. El operativo y el allanamiento se realizó sin orden judicial, afirmaron.

Señalaron que “el agente policial Miguel Lucero quien forcejeó la puerta de entrada para ingresar, fue el que utilizó la mayor violencia, burlas y amenazas, tanto a los participantes de la fiesta como a los activistas de la CHA”.

Según la comisaría, la fiscalía interviniente era la Fiscalía de Instrucción N° 13, que, en ningún momento asistieron al operativo ni atendieron los llamados telefónicos de los activistas de la CHA.

Además subrayaron que el 25 de junio de 2006, La Fiscalía de Investigaciones Administrativas, acusó al grupo de policías de la Comisaría 21 por la ilegal y violenta razzia de 18 de abril a las 20:30, durante la cual estos policías forcejearon la puerta del local “Cero Consecuencia” que estaba cerrado y en donde se estaba llevando a cabo una fiesta privada de personas homosexuales. Esta es la primera vez que se llega hasta esta instancia en una denuncia por una razzia policial hacia la comunidad gay.

Posteriormente, el 13 de abril de 2007, La Comunidad Homosexual Argentina (CHA), con el patrocinio jurídico del Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), se presentó como querellante en la causa ante la Fiscalía de Instrucción nº 34.

También el 18 de marzo de 2011, el Juzgado Nacional en lo Criminal de Instrucción Nº 23 a cargo del Juez Doctor Roberto Oscar Ponce realizó la segunda ronda indagatoria previo al juicio oral y público de los policías procesados de la Comisaría 21 que llevaron a cabo la razzia policial en una discoteca gay el 18 de abril de 2006. La causa tiene el número 20147/06 y la Fiscal es la Doctora Dafne Palopoli, finaliza el comunicado de la CHA.

Tu comentario

commentario(s)




Etiquetas:

Leave a Comment