Your message has been sent, you will be contacted soon

Call Me Now!

Cerrar
Inicio » Latinoamérica » Uruguay » Unanime apoyo del Frente Amplio al Proyecto de Ley de Matrimonio Igualitario en Uruguay

Unanime apoyo del Frente Amplio al Proyecto de Ley de Matrimonio Igualitario en Uruguay

Montevideo – (ICCOM)

El proyecto de ley tuvo su origen dentro del colectivo Ovejas Negras, grupo creado en 2004 con el objetivo fundamental de lograr equidad cívica y defender la diversidad sexual. Fue presentado por el diputado Sebastián Sabini (MPP) a todos los sectores del FA y será objeto de discusión próximamente en el Parlamento.

Según explicó Marcelo Otero, miembro fundador de Ovejas Negras, este proyecto de ley busca equidad e igualdad entre los ciudadanos, porque hoy, sostiene, existen “ciudadanos de primera” y “ciudadanos de segunda”. Por ejemplo, para concretar una unión concubinaria, se necesita dar prueba con testigos y documentos de que hace cinco años se está en pareja con la misma persona. Además de los costos que tiene esto en abogados, que rondan hoy en los mil dólares. En cambio, para una pareja heterosexual es mucho más fácil, “es conocerse en la plaza Matriz, caminar dos cuadras y en un mes están casados”. Esta ley lo que regularía sería eso, “la posibilidad de que todas las personas tengan acceso a la misma legislación, a los mismos derechos y a los mismos deberes”, manifestó Otero.

En la exposición de motivos del proyecto de ley se revisa el concepto de familia y se asume que la misma como institución se ha ido modificando desde sus orígenes hasta actualidad. Se afirma a continuación y, viendo la situación propia del Uruguay, “que las leyes no deben someter a la población a modelos ideales, sino que deben dar cuenta de la realidad de su tiempo”. Luego se hace mención a la Declaración Universal de los Derechos Humanos (1948) de la cual Uruguay forma parte, y se señalan una serie de derechos que la misma proclama y que se encuentran lesionados por parte de nuestra legislación vigente (los redactores del proyecto de ley hacen referencia a los artículos 8, 72 y 332 de la Constitución de la República, como responsables de dicha lesión). Por último, se alude a la situación de absoluto desamparo en que se encuentran en nuestro país los hombres y las mujeres trans (personas que sienten el deseo de pertenecer al sexo contrario al de nacimiento y de asumir el correspondiente rol) ya que ciertos institutos elaborados para proteger a la mujer de las desigualdades de que es víctima, y que se vieron ampliados en su alcance subjetivo a partir de la Ley 18.620 que consagró el derecho legal de las personas trans de cambiar el nombre y sexo registral, no se están instrumentando.

Una de las modificaciones que plantea este proyecto referente al Código de la Niñez y que afectaría al matrimonio heterosexual también, ampliando sus posibilidades, es la que establece que en el momento de inscribir a un hijo, la pareja está posibilitada a elegir el orden de los apellidos del niño inscripto. Y si se da el caso de que no logren llegar a un acuerdo en esto, se saldría de la situación sorteándose el orden de los apellidos.

El debate se va a abrir. El diputado del Partido Nacional Gustavo Borsari ya se pronunció en contra del proyecto de ley, negándose a considerar como matrimonio a la unión entre personas del mismo sexo. Presenta argumentos poco claros: ”La libertad es libre y cada cual hace de su vida lo que quiere, pero el matrimonio —en nuestro Código Civil— está consagrado para personas de distinto sexo porque habla de la procreación, del cuidado de los hijos. Va en la línea de matrimonios de distinto sexo. Yo estoy en esa línea”, manifestó a La Diaria a principios de abril.

Sin embargo, hay legisladores de la oposición que sí dan su visto bueno al proyecto de matrimonio igualitario. El senador nacionalista Luis Alberto Heber (Unidad Nacional)  afirmó tener cierta predisposición favorable hacia el matrimonio igualitario. A diferencia de su compañero de partido Gustavo Borsari, no tiene ningún problema en llamar matrimonio a la unión entre personas del mismo sexo.

En la misma línea se encuentra el diputado colorado Fernando Amado (Vamos Uruguay) quien sostuvo que toma el tema con absoluta naturalidad, sin ningún tipo de prejuicios ni sobresaltos. También destaca que “a igualdad de deberes, igualdad de derechos”, como manifestó Marcelo Otero en diálogo con nuestro medio. En nombre propio y no aún en nombre del Partido Independiente, Iván Posada, no está para nada de acuerdo con el proyecto de ley. Para él no se puede comparar al matrimonio como institución, el que la Constitución reconoce como base de la sociedad, con lo que para él significa simplemente una opción sexual.

Para el diputado Sebastián Sabini, más allá de todo, lo importante es el debate. “No importa que esto no tenga una gran repercusión a nivel de medios; eso lo que quiere decir es que la mayor parte de la gente apoya el proyecto”, afirmó en diálogo con Sala de Redacción.

El proyecto se presenta en este momento porque la situación local y regional parece ser favorable para el mismo, según Otero de Ovejas Negras: “la situación coyuntural de tener a la Argentina como impulsor en la región, hizo que se pensara en presentar en Uruguay esto el año pasado, pero vimos que no era el momento correcto. Estaba la ley de presupuesto, el proyecto interpretativo de la ley de caducidad en el tapete y consideramos que no era el momento adecuado para este proyecto. Si bien el año pasado estaba ya en manos de los parlamentarios, se presentó en una reunión con toda la bancada de diputados en marzo de este año y en cierta manera, no sabemos cómo explotó en la prensa”.

Tu comentario

commentario(s)




Etiquetas:

Leave a Comment