Your message has been sent, you will be contacted soon

Call Me Now!

Cerrar
Inicio » Internacional » Europa » Praga celebrará su primera Marcha del Orgullo LGTB

Praga celebrará su primera Marcha del Orgullo LGTB

Praga – (Dos Manzanas)

Praga, capital de la República Checa, se prepara para celebrar este año el que será su primer Orgullo LGTB. Un evento que se prolongará desde el 10 al 14 de agosto y cuyos organizadores esperan que ponga a Praga, uno de los destinos turísticos más importantes de Europa, en el mapa de los Orgullos más interesantes del mundo.

Para ello han preparado un intenso programa de talleres, eventos deportivos, exposiciones, obras de teatro, exhibiciones cinematográficas y todo un circuito festivo del que no estarán ausentes ni los más pequeños. El día grande será el sábado 13, día en que tendrá lugar la marcha por las calles del centro de la ciudad que finalizará en la isla Střelekcy, en la que tendrá lugar un concierto con actuaciones de estrellas internacionales aún no desveladas.

“Queremos demostrar a todo el mundo, y por supuesto a los visitantes extranjeros, que Praga puede albergar un festival del Orgullo completo”, ha declarado, ilusionado, un portavoz de la organización. Una organización que parece haberse beneficiado de la colaboración activa del empresariado local, interesado en potenciar a Praga como destino turístico “gay-friendly”.

La situación de los derechos LGTB en la República Checa

La situación social de las personas LGTB en la República Checa es una de las más avanzadas del antiguo bloque del Este. Las relaciones homosexuales en Checoslovaquia fueron de hecho despenalizadas en 1962, antes que en muchos países occidentales. La incorporación a la Unión Europea animó a los checos a implementar además una legislación antidiscriminatoria básica.

Por lo que se refiere al reconocimiento jurídico de las parejas del mismo sexo, los checos cuentan desde 2006 con una ley de uniones civiles que otorga a las parejas del mismo sexo muchos de los derechos de los que gozan las parejas casadas. Aunque para conseguirlo el Parlamento se vió obligado a superar el veto del presidente checo, Václav Haus, uno de los líderes más derechistas y abiertamente homófobos de Europa.

No es posible, sin embargo, la adopción conjunta ni la inseminación artificial de las mujeres lesbianas. Tampoco existe una regulación específica de la modificación registral de las personas transexuales.

Tu comentario

commentario(s)




Etiquetas:

Leave a Comment