Centro de Noticias Buenos Aires, Argentina.
| RSS

Buenos Aires – SentidoG.com

Lo más gay del cine de terror

Historias oscuras y retorcidas que alimentan nuestra sed de venganza. Escenas calientes con chicos lindos desesperados por tener sexo. Imágenes sangrientas y violentas que son tan exageradas que bordean con los kitsch y lo camp.

Esta es la base de la mayoría de las películas de terror, y a pesar de que la sociedad sospeche que los gays nos alejamos del horror y la violencia, la verdad es que los disfrutamos en películas que apelen a nuestra tan particular sensibilidad. Por eso, en honor a los festejos de Halloween, hemos compilado una lista de nuestras 13 pelis de terror favoritas. Hemos dejado de lado clásicos como The Rocky Horror Picture Show y La Muerte le Sienta Bien, para enfocarnos en los films más queer, más divertidos y más locos con el fin de inspirar a todos ustedes en estos días previos y posteriores a Noche de Brujas.

La Soga (Rope) (1948)
Inspirada en Leopold y Loeb, dos asesinos convictos (y amantes) de la vida real, La Soga es el film más gay de la filmografía de Alfred Hitchcock. En él aparece una pareja gay (personificada por John Dall y el actor bisexual Farley Granger), una cena elegante, diálogos ingeniosos y un cadáver escondido en un mueble con mucho estilo.

¿Qué Pasó con Baby Jane? (What Ever Happened to Baby Jane?) (1962)
Si ponemos juntos a dos íconos gay (Bette Davis y Joan Crawford) actuando como personajes locos y trágicos, abusándose verbalmente durante más de dos horas, el resultado es una de las películas más camp de la historia. Los diálogos son deliciosamente crueles, el odio entre estas dos actrices chorrea fuera de la pantalla, y debido a que las historias de los personajes son tan amargas, todo esto genera una fuerte base que va más allá de esas películas que por ser tan malas terminan siendo buenas que tanto nos gustan a los gays.

Mad Monster Party? (1967)
Rankin-Bass, los creadores del clásico animado de Navidad Rudolph, the Red-Nosed Reindeer, le pusieron estilo gay a esta historia de monstruos realizada en stop-motion con divertidos bailes, canciones al mejor estilo musical de Broadway y con Phyllis Diller como la novia de Frankenstein.

Sangre para Dracula (Andy Warhol’s Dracula) (1974)
Andy Warhol es el productor, Udo Kier chupa sangre y Joe Dallesandro aparece sin remera. Nada más para agregar.

Carrie (1976)
Junto con Baby Jane, Mommie Dearest y Showgirls, Carrie es una de las películas cuyos diálogos son citados con mayor asiduidad por los gays. Gemas como “Puedo ver tus almohadas sucias”, “¡Todos se van a burlar de vos!” y “Se llaman pechos y todas las mujeres los tienen…” se han convertido en parte del lenguaje secreto de los gays. Y la clásica escena de Carrie en la noche de graduación se ha convertido en un ícono de la cultura pop que ha sido citado y recreado en infinidad de películas y programas de TV.

Pesadilla 2: Le Venganza de Freddy (Nightmare on Elm Street 2: Freddy’s Revenge) (1985)
La segunda parte de la saga de la pesadilla de la calle Elm explota con imágenes y un subtexto claramente homoerótico. Su protagonista es el actor abiertamente gay Mark Patton como Jessie, un adolescente al que Freddy Krueger intenta poseer para poder abandonar el mundo de los sueños para continuar su masacre en la vida real.
Incluso antes de que el guionista David Chaskin admitiera haber incluido el subtexto gay en el guión de la película en el documental del año pasado Never Sleep Again: The Elm Street Legacy, Pesadilla 2 ha sido considerada una de las principales películas de terror con contenido gay por sus fans durante años.

Beetlejuce (1988)
Además de contar con Alec Baldwin en el ápice de su sex-appeal, Beetlejuice de Tim Burton contiene suficiente material camp para formar parte de un festival de cine gay de Halloween. El extravagante estilo del film se ha mantenido vigente desde que se estrenó hace 23 años, y el personaje de Winona Ryder, Lydia Deetz, ya es un clásico de la filmografía queer. Desde el decorador de interiores personificado por el actor abiertamente gay Glenn Shadix hasta los estrafalarios números musicales, no hay mucho acerca de esta película que no sea eminentemente gay.

Elvira, la Dama de la Oscuridad (Elvira, Mistress of the Dark) (1988)
La primera película de la Reina de Halloween se ha convertido en un clásico del cine gay por todas las razones que han convertido a Elvira en uno de los íconos gays más grandes de la historia. Exagerada en todos los sentidos posibles, desde el vestuario pasando por los diálogos atrevidos hasta el número musical del final plagado de bailarines con el torso desnudo, Elvira, la Dama de la Oscuridad es una de las infaltables películas de Halloween en cualquier filmografía gay.

Abracadabra (Hocus Pocus) (1993)
Esta pobre película tiene mala fama y en cierto sentido la tiene merecida. El film trata acerca de tres brujas fuera de época que vuelan sobre aspiradoras y cantan canciones. Esta mala pero deliciosamente divertida película es un producto de Disney y del director Kenny Ortega (famoso por su franquicia de High School Musical) y está protagonizada por íconos gays indiscutidos como Bette Midler, Sarah Jessica Parker y Kathy Najimy, quien se acababa de hacer famosa por su papel en Cambio de Hábito.

Una Película de Miedo (Scary Movie) (2000)
Esta parodia de clásicos del cine de terror tiene algunas de las frases más citadas por los gays en la historia del cine, además de haber dado a conocer a la maravillosa Anna Faris. También tiene algunos chicos lindos y una de las bromas gays más recurrentes en la historia del cine, a través del despistado y tapado Ray Wilkins  personificado por Shawn Wayans. La broma nunca fue acerca de su orientación sexual, sino porque su negación era más profunda que la puñalada de un asesino, elevando el remate a un nivel divertido y para nada agresivo o discriminatorio.

La Casa de Cera (House of Wax) (2005)
Las brillantes mentes detrás de esta remake se ocuparon de explotar la escena más marketinera de la película. La ahora famosa escena de la muerte de Paris Hilton que en su momento fue una de las tramas menos secretas de la historia del cine, por medio de posters y remeras con la leyenda “Vean a Paris morir el 6 de mayo”, se ocupó de eclipsar a la película mucho antes de que se estrenara en las salas. El deceso de Paris es la razón principal por la cual este film ocupa un lugar en esta lista, pero gana puntos extra por la participación de los bellísimos Jared Padalecki y Chad Michael Murray en el elenco.

Pacto Infernal (The Covenant) (2006)
Esta película de brujos fashion estuvo protagonizada por los modelos convertidos en actores Steven Straight y Taylor Kitsch, además del ahora famoso actor de la serie Gossip Girl, Chace Crawford. ¿Existe alguna explicación más para convencerlos de que tienen que verla?

Piraña (Piranha) (2010)
Esta remake del clásico camp de bajo presupuesto del año 1978 pareciera tener como objetivo generar más carcajadas que sustos, a pesar de que hay bastante de esto último. Pero esta versión sube la apuesta de contenido queer con la sheriff madre soltera personificada por Elizabeth Shue y el semidesnudo productor de cine porno encarnado por Jerry O’Connell. Además, está esa escena en la que el pene de O’Connell se encuentra con unas pirañas para que ellas hagan lo suyo…y como si esto fuera poco, se estrenó en 3D.