Your message has been sent, you will be contacted soon

Call Me Now!

Cerrar
Inicio » .resaltado » Obama pide por el matrimonio gay

Obama pide por el matrimonio gay

Fuentes: EFE; El Diario; La Capital; Dos Manzanas; Terra

El presidente de los Estados Unidos reclama que se declare inconstitucional la ley DOMA.

El presidente de los Estados Unidos reclama al Tribunal Supremo que declare inconstitucional la ley DOMA.

(Washington) El gobierno de Barack Obama entregó el viernes último al Tribunal Supremo de Estados Unidos la primera de una serie de opiniones legales sobre la legitimación de las parejas del mismo sexo, en la que pide expresamente que se declare inconstitucional la ley federal que define el matrimonio como “la unión entre un hombre y una mujer”.

La ley en cuestión es la de defensa del matrimonio en su concepción más tradicional, famosa por sus siglas en inglés: DOMA (Defense of Marriage Act). La DOMA prohíbe los casamientos entre personas del mismo sexo en la mayoría de las jurisdicciones de ese país, pero además “niega a decenas de miles de parejas del mismo sexo, que están casadas bajo las leyes de determinados estados, una serie de importantes beneficios federales disponibles para las parejas heterosexuales” (leer “El caso Edie Windsor”, más abajo).

El pedido del gobierno estadounidense obedece al próximo tratamiento de la ley que los nueve integrantes del Supremo desarrollarán durante el mes de junio. El documento expresa que “la oposición moral a la homosexualidad, aunque pueda reflejar opiniones personales profundas, no es un objetivo de política legítimo que pueda justificar el tratamiento desigual de las personas gays y lesbianas”.

El proceso de derogación legislativa de la DOMA se inició el año pasado, pero resulta difícil que llegue a buen término mientras los republicanos mantengan el control de la Cámara de Representantes (que renovaron el 6 de noviembre, aunque con una mayoría menos holgada).

 

El caso Edie Windsor

El Tribunal Supremo debe pronunciarse sobre el caso de Edie Windsor, una anciana que a la muerte de su esposa no pudo acogerse a una serie de beneficios fiscales para los matrimonios en materia de herencia, lo que la obligó a desembolsar 360.000 dólares en impuestos.

Windsor reclama que el no reconocimiento de su matrimonio por la administración federal violó las garantías de igualdad de protección contenidas en la Constitución de los Estados Unidos.

Un tribunal federal le dio la razón en primera instancia, fallo que confirmó en octubre de 2012 la Corte Federal de Apelaciones de Nueva York, estableciendo que no existe argumento constitucional que justifique el trato diferente.

 

Proposición 8

Según trascendidos, el gobierno de Estados Unidos también está considerando intervenir en el segundo caso sobre matrimonio entre personas del mismo sexo que evaluará el Supremo, el relacionado con la Proposición 8, que declara ilegales dichos enlaces en el estado de California.

La Proposición 8 fue aprobada por los votantes de California en 2008, y revirtió una decisión de la Corte Suprema de California que permitía los matrimonios gays. En 2010 un tribunal de apelaciones declaró inconstitucional la enmienda, por lo que sus defensores decidieron el pasado julio llevar el caso ante el Supremo.

Así, el Departamento de Justicia de la administración Obama prevé publicar la semana que viene un amicus u opinión legal de apoyo que propone la derogación de la Proposición 8, por considerarla una violación de la protección igualitaria que se garantiza en la Constitución.

No obstante, Obama debe aún tomar la decisión final sobre si intervenir o no en la disputa estatal.

 

Obama y el matrimonio gay

El presidente Barack Obama tiene una trayectoria complicada con las bodas gays. Cuando era candidato presidencial, en el 2008, se opuso a la prohibición en California pero no le dio expresamente su respaldo a los matrimonios del mismo sexo. Cuando se postuló a la reelección el año pasado, anunció su respaldo personal a las bodas gays pero destacó que el matrimonio era un asunto que debería ser decidido por los estados y no por el gobierno federal.

Para algunos, la amplia mención de los derechos LGBT durante su discurso inaugural, el 21 de enero, fue una señal de que Obama percibe ahora un papel federal en la definición del matrimonio. “Nuestro camino no está completo hasta que nuestros hermanos y hermanas gays tengan un trato igual ante la ley”, había destacado en aquel momento. “Si hemos sido creados iguales, con seguridad el amor que nos profesamos los unos a los otros también debe ser igual”.

En Estados Unidos, el matrimonio gay es legal en los estados de Massachusetts, Connecticut, Iowa, Vermont, New Hampshire, Nueva York, Maine y Maryland, como así también en el distrito de Columbia, al que pertenece la ciudad de Washington. Otros veintinueve estados tienen enmiendas constitucionales que prohíben expresamente los matrimonios entre personas del mismo sexo.

Tu comentario

commentario(s)




Etiquetas:

Leave a Comment