Your message has been sent, you will be contacted soon

Call Me Now!

Cerrar
Inicio » Latinoamérica » México » Obra social del estado mexicano extiende beneficios para parejas del mismo sexo

Obra social del estado mexicano extiende beneficios para parejas del mismo sexo

Fuentes: El Universal; SIPSE

Trabajadores del estado mexicano podrán registrar a sus cónyuges del mismo sexo para ser beneficiarios del servicio de salud del ISSSTE.

Trabajadores del estado mexicano podrán registrar a sus cónyuges del mismo sexo para ser beneficiarios del servicio de salud del ISSSTE.

 

El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) comenzó a registrar como derechohabitantes a las parejas conformadas por personas del mismo sexo, en cumplimiento de una resolución emitida por el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), lo que repara, en parte, una deuda que el estado mexicano mantiene con las familias LGBTI.

En 2011, el Conapred recibió una serie de quejas en contra del ISSSTE por matrimonios de personas del mismo sexo a quienes se les negó registrar a sus cónyuges para ser beneficiarios del servicio de salud. Después de documentar varios casos, el consejo determinó, a través del resolutivo 2/2011, que este instituto estaba cometiendo un acto discriminatorio por motivos de preferencia sexual.

En un comunicado de prensa, el Conapred manifestó que con esta medida, el ISSSTE cumple con el mandato legal constitucional derivado de la última reforma en materia de Derechos Humanos, la cual indica que en cualquier caso relacionado con el ejercicio de los DD.HH. se aplicará la norma que más beneficie a las personas, ya sea la establecida en la Constitución y las leyes que de ella emanan, o en los tratados internacionales suscritos por México.

 

Una legislación que discrimina a los matrimonios gays

Ricardo Bucio, presidente del Conapred, señala que se debe reconocer la variedad actual de las familias, en términos sociodemográficos, económicos y políticos, pues son producto de la evolución histórica y cultural.

El funcionario mencionó que con la reforma constitucional en derechos humanos de 2011, se reconoce a toda persona y a todo núcleo familiar con el mismo valor y la misma dignidad, sin importan el tipo de modelo, y en ese sentido no puede haber negación de ningún derecho a una familia sobre otra.

No obstante, reconoció que esto no se ve aún reflejado en las políticas públicas y programas sociales, y señaló el caso de los modelos de atención que aún no asumen la posibilidad que hay de nuevas conformaciones familiares.

“Las políticas se tienen que revisar desde la perspectiva de la diversidad familiar. Claro que hay aún muchas trabas en razón de que el esquema normativo que se tiene no está armonizado con esta nueva perspectiva de reconocimiento de la diversidad familiar”, manifestó.

En el Distrito Federal, por ejemplo, se ha modificado el Código Civil para permitir el matrimonio universal, indistintamente del sexo de los contrayentes; sin embargo aún encuentra resistencia en el marco jurídico-institucional que no ha sido modificado en función de las reformas constitucionales que prohíben la discriminación por preferencia sexual.

Por ello, dijo, se hizo un análisis de cuál es el estándar internacional de protección en derechos humanos a matrimonios y familias y cuál es la situación en México para ver qué podría cambiarse en el régimen legal mexicano para poder garantizar el mejor nivel.

Detalló que este trabajo será presentado al Congreso de la Unión y los estatales en septiembre próximo, en un foro sobre igualdad y derechos, para que los legisladores hagan una revisión de las leyes correspondientes y se detonen los cambios relativos a la normatividad en educación, seguridad social, de desarrollo social y otras.

Tu comentario

commentario(s)




Etiquetas:

Leave a Comment