Your message has been sent, you will be contacted soon

Call Me Now!

Cerrar
Inicio » Política y activismo » Cuba 2014: conclusiones de la Conferencia de ILGALAC y conga antihomofobia

Cuba 2014: conclusiones de la Conferencia de ILGALAC y conga antihomofobia

SentidoG

Multitudinaria marcha contra la homofobia en La Habana. (Imagen CubaSí.cu)

Multitudinaria marcha contra la homofobia en La Habana. (Imagen CubaSí.cu)

 

Fue un fin de semana intenso en La Habana. Más de 250 activistas de toda la región dieron término a la VI Conferencia Regional de la Asociación Internacional de Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans e Intersexuales para América Latina y el Caribe (ILGALAC), que se desarrolló del 6 al 10 de mayo, y luego se sumaron a los miles de cubanos y cubanas que marcharon y bailaron en la tradicional “Conga Antihomofobia”, en contra del odio por orientación sexual e identidad de género y sus consecuencias.

 

Carta de Cuba

Al cierre de la VI Conferencia Regional de ILGALAC, las y los representantes de las organizaciones participantes redactaron un documento, la Carta de Cuba, donde se pronunciaron por los temas claves de América Latina y el Caribe, en cuanto a los derechos de la comunidad LGBT, pero también en cuanto a la situación social, en general.

A través de ese documento, más de 250 activistas que participaron de la Conferencia reafirmaron su compromiso de lucha “contra toda forma de discriminación por motivo de la orientación sexual e identidad de género de las personas”, apoyando “las variadas agendas de activismo y luchas sociales de las distintas organizaciones y grupos LGBTI de América Latina y el Caribe, y abogando por “la alianza entre nuestras organizaciones y otros movimientos sociales que defiendan los derechos humanos y la justicia social.

Asimismo, el documento reclama “la despatologización de la transexualidad” y “el respeto a las identidades intersex”, como así también “el reconocimiento de nuestras familias y la importancia del soporte familiar y educativo para el desarrollo personal, en especial de niños, niñas y adolescentes”. Además, se incluye un llamado al Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas “para que adopte medidas para la protección sistemática de los derechos LGBTI”.

La Carta de Cuba también repudia los crímenes de odio, expresa “especial preocupación por el recrudecimiento en la región de los fundamentalismos religiosos y su incidencia en detrimento de nuestros derechos” y señala enfáticamente “la situación en las naciones del Caribe angloparlante donde persisten leyes que sancionan con penas de prisión a nuestras identidades”.

El documento reconoce los logros conseguidos en materia jurídica y de inclusión social en países latinoamericanos como Argentina, Uruguay y México, como así también “la participación y los avances en los distintos sistemas multilaterales de naciones” y los espacios de integración regional como CELAC, UNASUR MERCOSUR y ALBA.

Finalmente, los activistas también expresaron su respaldo al proceso de paz en Colombia, exigiendo “justicia, verdad y reparación para las víctimas, en especial para la población LGBTI afectada”; se pronunciaron contra las acciones violentas en Venezuela, apoyaron el reclamo de Argentina de reconocimiento de su soberanía sobre las Islas Malvinas, y condenaron el bloqueo económico, comercial y financiero contra Cuba.

 

A ritmo de conga

Fuente: CubaSí.cu

La sexóloga Mariela Castro, hija del presidente cubano Raúl Castro, lideró este sábado una nueva edición de la Conga Antihomofobia, un desfile de la comunidad LGBT para incentivar el respeto a las minorías sexuales y en contra la homofobia en la isla.

Banderas cubanas y multicolores usadas como símbolo del orgullo gay en el mundo flotaban entrelazadas al ritmo de la música de tambores, mientras coloridxs travestis bailaban por una céntrica calle de La Habana, cerrada al tráfico y custodiada por la policía para apoyar el evento.

“La sociedad cubana avanza en esta lucha, son cada vez más las instituciones y los grupos sociales que nos apoyan, que se nos unen”, dijo Castro al cierre del ya tradicional desfile que el Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex) organiza cada mayo como parte de la Jornada Cubana contra la Homofobia en La Habana, que este año reunió a unas 500 personas, incluidos reconocidos activistas de Latinoamérica.

La sexóloga declaró a periodistas ayer que tiene el apoyo de su padre, el actual presidente Raúl Castro, pero que aún falta. “Mi padre me apoya, pero él no puede decidir por sí solo. Hay que lograr un consenso y estamos trabajando en ese sentido”, sostuvo. “Hubiese querido que fuera más rápido, pero yo no pierdo la esperanza. Yo estoy convencida de que este momento va a llegar muy pronto”, añadió.

Junto a Castro, encabezaron el desfile importantes activistas de la región como la secretaria general de la Asociación Internacional de Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans e Intersex para América Latina y el Caribe (ILGALAC), la mexicana Gloria Careaga, y el chileno Víctor Hugo Robles.

En 2010, Fidel Castro sorprendió al reconocer públicamente su responsabilidad por la ola homofóbica desatada tras la revolución.

 

Tu comentario

commentario(s)




Etiquetas:

Leave a Comment