Your message has been sent, you will be contacted soon

Call Me Now!

Cerrar
Inicio » .resaltado » Fútbol de Primera: Los equipos gays de Buenos Aires

Fútbol de Primera: Los equipos gays de Buenos Aires

Por Facundo R. Soto – (SentidoG.com)

Jugadores de equipos gays luchan por su lugar en el deporte

¿El fútbol y la cuestión gay no tienen nada que ver, o mucho? De manera encubierta (y cubierta) tiene mucho que ver; a tal grado, de contar con varios equipos de fútbol gay en la Argentina y muchos más en el mundo. Además de todos los jugadores gays, tapados, que no lo quieren decir, los que no pueden decirlo porque juegan en equipos grandes, y los que ni siquiera ellos todavía asumieron que lo son, aunque lo practiquen (al sexo entre hombres). El de la nota será el de los equipos de fútbol gay de Buenos Aires. En otra oportunidad nos abocaremos a investigar los intentos fallidos (ejemplo el que llevaba adelante Fabricio D V en Mendoza) y los que prosperan en pueblitos perdidos de la Patagonia.

Hace 13 años un chico, fanático de Charly García, en una fiesta gay, le propuso a otros que estaban hablando de fútbol, juntarse al día siguiente en un parque para jugar a la pelota. Encontrarse de día y divertirse era el objetivo. Así, surgió el nacimiento de “Los Dogos”, el primer equipo de fútbol gay de la Argentina y más conocido por la difusión de la prensa, sobretodo después de haber ganado el mundial de fútbol gay del 2007 en el Parque Sarmiento. Luego de los festejos, el equipo se escindió, dando lugar a otro equipo que se denominó SAFG (Selección Argentina de Fútbol Gay).

En realidad no hay selección de fútbol gay en ningún país, solo hay equipos que compiten, inclusive en los mundiales hay varios equipos del mismo país. La SAFG el año pasado trajo a la Argentina la Copa Mundial de Fútbol Gay que se jugó en Alemania. Pero, como si esto no fuera poco, ahora tenemos un tercer equipo en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, que está dando mucho que hablar y que convoca cada vez más gente. Se llama GAPEF, y se posiciona cada vez mejor en la lista de los elegidos por los chicos jóvenes, gays para jugar a la pelota. De hecho, hay tan buenos jugadores como personas, y varios de ellos ya recibieron propuestas para entrenar en los equipos que tienen pretensiones de participar en campeonatos y torneos a nivel mundial.

Las intenciones de GAPEF, por ahora, son recreativas y no competitivas. Si tuviéramos que definir el perfil de cada equipo podríamos decir que, Los Dogos entrenan dos veces por semana con un DT y un Entrenador Físico, participan de campeonatos, juega en Villa de Mayo y en la sede Nuñez (al lado del Parque de los Niños y del Círculo de policías) y es completamente abierto. Puede ir a entrenar cualquiera que lo desee, juegue bien o mal, sin que la edad sea un obstáculo. La diversidad está a flor de piel: hay locas, físico culturistas, policías, camareros, estudiantes de informática, taxi boys, etc. También es alta la competición por un puesto y están pendientes de que el DT los convoque para jugar el domingo.

La SAFG es un equipo fluctuante, con jugadores buenos y de buena formación táctica y estratégica. Pero también es alto el porcentaje de heterosexuales; en medida proporcional es el respeto que tienen por los jugadores gays que integran el equipo. Son aguerridos y persistentes, hasta el punto de haber logrado traer de Alemania la Copa del Mundo.

Un dogo argentino

GAPEF es el equipo más nuevo, con gente más joven cuyo promedio va entre 20 y 25 años. El perfil de los integrantes es de  gente que se encuentra con amigos para jugar a la pelota en clubes de barrios (Boedo, Caballito) y que, si bien son gays asumidos, en términos generales no andan con plumas, que encontraron un lugar donde jugar y también compartir cosas que les pasa a chicos gays de su edad.  Por ahora no entrenan, sino que juegan y se divierten sin ninguna pretensión. Quizás es esto lo que hace que el grupo se encuentre conformado y sea un lugar de diversión, baja competencia y rotación.

Cabe aclarar que en los tres equipos hay jugadores héteros, que se adaptaron sin ningún tipo de problemas. A veces el destape se viene de manera colateral. Jugadores gays que no se hallan cómodos jugando en primera división, como es el caso de muchos que pasaron por Los Dogos, tuvieron que incorporarse a otros equipos (diversos- gays) donde fueron aceptados. Pero parece que hoy, como todo cambia, ya no esperan ser expulsados para formar parte de un equipo homosexual. Esperen, presten atención y verán lo que se viene…

Diego Tedeschi, presidente y fundador de DAG Dogos, nos contó:

¿Desde cuándo y cómo se formó el equipo gay más famoso de la Argentina?

– En junio del ’97 pusimos un aviso de futbol gay, pidiendo jugadores, en la revista NX. En ésa época no se usaba tanto la Internet como ahora. Al mes éramos treinta personas. Eso, la integración, fue generando más convocatoria. El 23 de febrero del año siguiente se fundó oficialmente la DAG como asociación civil, y en septiembre nos otorgaron la personalidad jurídica.

-¿Cómo es la relación, no relación o integración con los equipos profesionales de fútbol?

– Si bien nunca sufrimos discriminación: jugamos en Alemania, Estados Unidos, Uruguay, Holanda, entre otros países, nunca se nos acercó un jugador profesional, para aconsejarnos, alentarnos,  felicitarnos o pasar un momento con nosotros. Menos se le ocurrió a alguien jugar en la línea nuestra. Un goleador de la selección argentina, en la época del mundial del 2009, goleador referente máximo, se sacó una foto con nosotros (ya retirado) y después que le dijimos que éramos de Los Dogos y él se sintió mal, asombrado, con miedo. No vienen a jugar con nosotros. No quieren quemarse… Eso no significa que no haya jugadores gays…

– ¿Hay muchos jugadores gays en el fútbol?

Sí, más de lo que uno de afuera se imagina… Frecuentan boliches de ambientes. Lo digo porque los vimos. Generalmente tienen relaciones con travestis, porque te repito, los vimos. Buscan personas que tienen exteriormente la figura femenina, pero las buscan porque saben que tienen pene. El ambiente del fútbol es muy cerrado. La vieja revista “Eroticón” sacaba notas del ambiente del fútbol donde ex masajistas, utileros o ayudantes de campos les llevaban travestis o ellos mismos tenían algo (sexual, claro) con los jugadores. Pero siempre tapado. Bilardo dice que nunca vio una situación así en la carrera. Es la misma hipocresía que tiene la iglesia y los dirigentes del fútbol. Los jugadores que no reconocen el tema no lo hacen porque no quieren queman. La vida útil del jugador de fútbol es corta. Si lo dicen, con los dirigentes cerrados e hipócritas que todavía tenemos, los sancionan y esto repercute para siempre en su carrera. Sobretodo si después quieren trabajar en las inferiores, cuando está mal asociado lo gay con lo pederasta, como si fuese gay es abusar de los chicos. Todavía hay gente que dice que está todo bien con lo gay, pero si se enteran que su hijo tiene un profe de gimnasia gay les agarra miedo, porque siguen ligando lo gay a lo perverso. Y esto, para mí, es miedo e ignorancia.

Walter García, Capitán de la SAFG y representante de la Argentina en la IGLFA, nos contó:

“Sí, es cierto, nosotros nos desprendimos de Los Dogos. Contábamos con valores humanos propios y nos alejamos, formamos nuestro propio equipo con nuestro objetivo. ¿Cuál es? Ayudamos a construir, a generar conciencia sobre los valores de integración sexual y antidiscriminatorios para que sea más fácil para todos. Acepando las diferencias uno se saca un peso de encima y ve las cosas con mejor cara, mejor predisposición. Después de la separación, sí, claro que hubo roces. Pero también hay cosas positivas. La idea es crecimiento. Éramos muy amigos hasta que nos tuvimos que separar porque no compartíamos algunas cosas… La mala leche hace que los equipos no progresen.

Salimos campeones en Alemania y firmamos un contrato con una línea americana, sponsor de la SAF. Es una marca que apostó a un equipo de fútbol amateru y gay. La imagen del equipo es lo que sostenemos para llegar a buen puerto, somos de perfil bajo, pero trabajadores y orientados a resultados: queremos ganar y lo logramos. Yo, para que te des una idea, trabajo en un banco, así que el tema de logros lo tengo más que claro. El anteaño pasado jugamos en Inglaterra la final del Mundial, y el pasado lo logramos: salimos campeones del mundo.

¿Cómo hacen para juntar fondos y poder viajar?

Juntamos plata para jugar en el Mundial de Estados Unidos, en Washington, de muchas formas. Hasta nos expusimos al desnudo para juntar fondos, haciendo un calendario.

¿Cuáles son las diferencias o cosas que tiene en común jugar en un equipo gay con otro que no lo es?

Los domingos, cuando jugamos, nos re cagamos a puteadas. Es algo incorporado al equipo, como parte de la idiosincrasia del fútbol, de la vida. Yo voy de frente, todos somos claros en lo que queremos y en lo que decimos, pero también somos abiertos. Pensamos que esto de formar parte de un equipo gay va a ayudar a la sociedad, y que somos como somos, más allá de ser o no gays.

Esteban Zaskar, coordinador de GAPEF, habló con SentidoG:

¿Desde cuándo y cómo se fundó GAPEF? (Qué significa la sigla)

GAPEF existe desde hace más o menos dos años. Se fundó por el interés de un grupo de chicos gays para jugar a la pelota y compartir un deporte más allá de los intereses sexuales. GAPEF (Gays Apasionados por el Futbol) es una Asociación que fomenta el Futbol como deporte integrando personas que no necesariamente sean gays, pero que respeten la igualdad entre los seres humanos.

¿Cuál era el objetivo hasta principios de año, y cuál es de ahora? (Digo, cambió algo, tienen algunas expectativas distintas a las de jugar y divertirse, ya que tenía entendido que eso era lo central del equipo)

Entendemos que GAPEF no es un equipo de futbol, es mucho más que eso. Iniciamos jugando partidos amistosos en futbol 5 y la concurrencia y participación fue creciendo día a día (ya somos mas de 100) que llevamos organizados 2 torneos de futbol 5. Estamos organizando un torneo abierto para la segunda mitad del año y ya comenzó a entrenar el equipo GAPEF ARG, que es nuestro equipo de futbol 11.

¿Cómo se suman los jugadores, cómo los convocan?

Los jugadores se suman por difusión de boca en boca, por participación en páginas de redes sociales, o por la difusión que hacemos en distintas partes. Para GAPEF no interesa si jugás bien o mal al futbol, o cuantos años tengas, lo importante es disfrutar del deporte y aprender y mejorar la técnica y el entrenamiento deportivo.

¿Qué van a buscar?

Hay que destacar que todos los integrantes de GAPEF van a jugar a la pelota y a compartir espacios y tiempos con amigos. El interés esta centrado en la práctica del deporte. Como dije antes, no es necesario saber jugar a la pelota para integrarse a GAPEF, podes ser el más malo del mundo, que vas a jugar igual y ¡vas a aprender a jugar a la pelota!, eso te lo puedo asegurar yo por experiencia propia…

¿Hay algún tipo de preselección para formar parte del equipo?

No hay ningún tipo de preselección. Quizá la única clasificación pueda ser el trabajo que estamos haciendo en GAPEF ARG donde vamos a tener 2 equipos de futbol 11, uno de elite, altamente competitivo y un segundo equipo donde pueda ser más recreativo y participativo.

Hablando de diferencias, ¿notas diferencias para jugar, entre un equipo gay y uno que no lo es?

No creo que exista diferencia alguna. El futbol es un deporte, que los que lo jugamos lo jugamos como cualquier otra persona.

Tu comentario

commentario(s)




Etiquetas:

Leave a Comment